Embarazo

​​​​​El embarazo es una etapa normal o fisiológica en la vida de una mujer. Es un acontecimiento único y diferente en cada gestación que merece ciertos cuidados y controles para llegar a buen término. La buena evolución del embarazo y la salud del bebé dependerán en gran medida de la consulta médica periódica, según las necesidades de cada madre.

Duración del emb​​arazo​​​​​​

El embarazo se calcula convencionalmente en semanas, empezando a partir del primer día de la última menstruación. Debido a que la ovulación ocurre alrededor de las 2 semanas posteriores al inicio de la menstruación y que la fertilización se produce poco después de la ovulación.

El embarazo dura un promedio de 266 días (38 semanas) desde el día de la concepción o 280 días (40 semanas) desde el primer día de la última menstruación.

La fecha aproximada del parto se calcula restandole 3 meses desde el primer día del último período menstrual y agregándole 1 año y 7 días. Sólo el 10% o menos de las mujeres embarazadas dan a luz en la fecha estimada. El 50% lo hace con un margen de 1 semana de diferencia y casi el 90% 2 semanas antes o después de fecha. Por consiguiente, un parto que se produzca 2 semanas antes o después de la fecha calculada se considera normal.

El embarazo se divide en tres períodos de 3 meses, llamados primer trimestre (semanas 1 a 12), segundo trimestre (semanas 13 a 24) y tercer trimestre (semana 25 hasta el parto).

Síntomas durante el embarazo​​​​​​​​

Durante tu embarazo puedes presentar diferentes síntomas, que son normales, los cuales deberán ser controlados para que no se conviertan en situaciones anormales.

En los primeros meses:

  • Nauseas y vómitos.
  • Cansancio y sueño.
  • Mareos y sensación de presión baja.
  • Sensación de orinar frecuentemente.
  • Flujo vaginal.
  • Dolor en los pechos.
  • Deseo de comer alimentos que no habitualmente no consumes.
  • Gusto metálico en la boca.
  • Aumento de la secreción de saliva.

En los últimos meses:​​​

  • Dolor lumbar (de espalda).
  • Pesadez en las piernas y retención de líquido.
  • Acidez estomacal después de las comidas.
  • Constipación o estreñimiento.
  • Estrías en la piel.
  • Contracciones.​

​Cuidado prenatal​​

Las visitas al médico obstetra durante el embarazo permitirán prevenir y detectar cualquier complicación que pudiera presentarse. Para cuidar tu salud y la de tu bebé es vital llevar un buen control prenatal, a través del cual se realizarán las evaluaciones y controles necesarios y se tomarán las medidas adecuadas para mantener la salud durante tu embarazo.

La prevención antes, durante y después del embarazo a través de controles médicos es tu mejor arma para mantener tu salud y es el primer acto de amor hacia tu bebé.

Una buena alimentación​​

Una dieta balanceada te beneficiará tanto a ti, como a tu bebé. Pregúntale a tu médico sobre suplementos vitamínicos que contengan ácido fólico, el cual debe ingerirse por lo menos 6 meses antes de quedar embarazada para prevenir anomalías a nivel del tubo neural.

Se recomienda realizar unas 5 comidas balanceadas al día, para evitar acidez, pesadez y/o indigestión estomacal.

Ejercicio físico regular​

El ejercicio es importante para un embarazo saludable. Si nunca has tenido un programa de ejercicios regular, este es un buen momento para empezar. Los ejercicios de estiramiento y fortaleza son beneficioso para tu salud y la del bebé. Pídele a tu doctor una lista de actividades seguras para tu estado.

Las actividades de Promoción y Prevención están cubiertas dentro de los servicios del Sistema Familiar de Salud, durante su embarazo.